Veréis, tuve que darme mucha prisa al final. El canal de youtube estaba diseñado para ser una herramienta aparte, un modelo construído con tal precisión que no le daba la menor posibilidad de entrada. Era prácticamente imposible lograrlo, pero al final resultó que sí, y esa parte final ha requerido la prisa, el accelerar pisando a fondo. No tuve tiempo de traducir, o pensar en dos idiomas, o… así que, esta entrada de aquí es para recompensaros por vuestra paciencia.

 

En el vídeo sobre “The final notes”, o notas finales, le doy la punta a la lanza. Al publicarlo, había unos 230 suscriptores. La perfección no existe, pero el sistema sabe que la naturaleza sí que es perfecta. Por ello es que el sistema se dedica desde el primer momento de infectar a aumentar el número de seres vivos en un lugar, para superar el número de 250 indivíduos (caso de los humanos). Diseñé el canal de youtube para que podría llegar a formar una lanza antes de superar ese número de suscriptores, y lanzarla con todas las fuerzas hacia el núcleo del virus.

 

Lo intenté hace años con sombrasbaul, pero para aquel entonces no tenía idea del número máximo de un grupo. Fracasó y acabó en un cáos de mucho cuidado, como hoy entiendo que era lógico y de esperar. La Milpelos era un primer intento de otra manera, y me dió la pista que me llevó definitivamente a comprender por dónde nunca se podría cambiar absolutamente nada, y por dónde habría que ir. Digamos que la lanza estaba lista para ser lanzada, el objetivo más o menos claro… pero la punta pesaba cien veces lo que la lanza… y eso no hay quien lo levante del suelo, jajaja.

 

Sí, hoy me puedo reír, aunque obviamente entonces no. Fueron años realmente complicados, de una confusión tal que no sé muy bien como pude seguir. La mayor parte de apoyo vino de vosotros, y sin vosotros jamás hubiera podido. No hará falta que os diga más. El agradecimiento pulsa en mi junto a cada latido de 4 pasos, en cada respiración de 4 pasos. Sé que sabemos ahora quienes somos. Siempre hemos latido juntos, siempre lo haremos.

 

El tema de los 250 es clave. Descubrí unos textos y publicaciones de científicos de diferentes ramas que versaba sobre lo mismo. Desde biólogos a físicos, desde antropólogos a psicólogos, desde militares a religiosos… todos habían publicado trabajos que se centraban en descubrir que un determinado número de individuos era el límite absoluto para formar un grupo.

 

Por ejemplo, la mayoría de razas de monos tiene ese límite en 50 indivíduos. Al llegar a ese número, el grupo de monos suele separarse en dos o incluso en más grupos. Si es así, absolutamente nada ocurre. El nuevo clan o grupo se establece a una distancia que imposibilita el contacto constante entre los grupos. Eso ocurre con los monos, con los elefantes, con delfines, con abejas, con hormigas, con … absolutamente todas las especies de animales tipo organismo en movimiento.

 

Ahora bien, sí hay un impedimiento a que un grupo que haya llegado a su número máximo de indivíduos se pueda separar, la cosa se pone fea. La lista varía según el tipo de organismo o especie, pero no mucho. En el caso de los monos,  la lista es la siguiente:

 

– Cambiar de compartir pacíficamente a robo violento
– Cambiar de cuidar hasta incluso asesinar a miembros de su propia familia
– Cambio de la interacción sexual entre adultos y la violación sexual de los
niños.
– Cambiar de tener suficiente con un refugio para atacar y tomar a varios
refugios de otros miembros.
– Cambiar de acción previsible a ataques impredecibles y violentos
– El asesinato tiene lugar cuando no estaba presente antes

-Corrupción de todo tipo

– Aparecen tics nerviosos cuando no estaban presentes antes
– El uso de instrumentos o herramientas se hace omnipresente
– Los roles de los ayudantes se convierten en subalternos
– Los ancianos, antes respetados, son objeto de mofa y asesinados
– Enfermedades, en su mayoría desconocidas antes, se extienden como
fuego dentro del grupo
– Las alergias hacen su aparición
– El miedo, la ira y el terror son ahora la sustancia del liderazgo
– Cambios en la dieta hacia proteínas, lípidos y azúcares
– Notoria falta de sueño y competencia constante
– Enfermedades mentales incurables
– Propagación de infecciones virales
– Los hongos y las bacterias son ahora omnipresentes

 

 

Esa lista empieza el primer día y cuanto más tiempo se tarda en  separar el grupo, avanza hacía abajo. Normalmente termina con prácticamente todos los indivíduos enfermos o muertos, incapaces de sostener ningún tipo de vida social, incapaces de alimentarse, incapaces de existir sin un esfuerzo y bajo sufrimientos extremos. Si algún indivíduo sobrevive la catástrofe, no es capaz de volver a formar parte de ningún otro grupo, o es incluso rechazado por otros grupos de forma instintiva.

 

En los monos, el número de 50 es clave. En los humanos, el número es algo mayor, pero no debe de superar nunca los 250 indivíduos. Queda por tanto claro de dónde viene  el cáos en el que vivimos. También queda claro que absolutamente todo lo que vemos está fatal y que no tiene solución cosmética o futura. O deja de existir, o dejaremos de existir.

 

No pude publicar este dato antes de haber formado la lanza. Es lo que une la punta con la lanza. Aunque ya teníamos la lanza prácticamente hecha (historial de publicaciones y comentarios de este blog) y la punta lista (la trilogía de las sombras baúl). Es el canal de youtube, en el que el historial define claramente la diana, usa la información obtenida (la lanza en sí) desde un punto de vista unificado y finalmente le añade la punta en un lenguaje que permite a cualquier lector sacar su propia idea de como se llegará a eliminar el virus. Todo esto antes de que hubiese más de 250 suscriptores, aunque seguramente podemos estar de acuerdo en que la calidad de muchos de los mismos los resta de cualquier lista en cualquier grupo. Digamos que no quise correr riesgos.

 

La colocación de la punta fue fácil. La visión que tuve a la hora de crear la trilogía de El Libro Oscuro (ELO) y que describía relativamente bien como funcionaban las sombras bául, como actúaban para cargarse cualquier tipo de batería o elemento eléctrico o de combustión… combinaba perfectamente con los vídeos previamente publicados sobre como usaba el sistema la fuerza de la vida en sus conversiones hacía electricidad, etc. (parasitaje eléctrico, etc.). Nosotros ya teníamos claro como íban a actuar las sombras baúl, pero también tuvimos un lastre, que era el mundo post-sombras baúl.

 

 

Las caravanserais no eran correctas, aunque muy muy cercanas a lo que la realidad nos brindará. No tuve la visión suficiente para comprender en esos años atrás la poca importancia que tienen las distancias en nosotros. Realmente no existen, sólo existen en la cárcel-zona de cuarentena. Fue un fallo de novela, pero suficiente para impedir que nuestra lanza de entonces despegara del suelo del sufrimiento.

 

El canal de youtube no cuenta con ese fallo. Las distancias fueron anuladas mucho antes en varios videos. La visión de una tierra plana con extensión prácticamente infinita estaba asegurada. El funcionamiento binario de la materia, parte intrínseca de como la naturaleza crea constantemente extensión, también quedó claramente definido. Todo eso, sin adentrar a nadie de los suscriptores en una visión de túnel por mi parte. Cada uno sería y es capaz de imaginarse lo que ocurre, una vez que las sombras baúl hayan hecho su, ejem, trabajo.

 

Lo que me faltaba también con la trilogía era saber mover las energías de los lectores hasta alcanzar el nivel óptimo de lanzamiento. Aún no había descubierto los 4 pasos. En cambio, en el canal de youtube coloqué esa revelación en el momento justo y exacto, antes del lanzamiento.  La lanza tenía que recibir ese impulso para llegar hasta el núcleo, pero no en binario, sino en 4 pasos, ya que los pasos intermedios entre el sí/no son los que activan a las sombras baúl. Son el código de llamada definitiva. El interruptor que las despierta y atrae.

 

Para entender mejor esa parte, permitídme el ejemplo de que lanzamos una lanza en esta realidad contra un imperialista. Digamos que somos capaces de lanzarla, de que la trayectoria es la correcta, y que nos lo cargamos. Nada cambiaría, porque la lanza, el imperialista y nosotros seguiríamos atados a lo que los imperialistas (o superinfectados del virus solar) hayan creado. En cambio, si la lanzamos impulsando con 4 pasos, la lanza traspasa al imperialista, no le hiere para nada, pero absorbe el virus en su máximo esplendor y lo lleva hasta los confines de las sombras baúl. Es como tirar un trozo de carne en medio de un grupo de pirañas que no han tenido alimento en miles de años. Como toda lanza tiene una trayectoria, es como una autopista que guiará a las sombras baúl hasta aquí.

 

Por cierto, ahora ya sabemos dónde están las sombras baúl, y la razón por la que la naturaleza precisaba de nosotros para llegar a ellos de esa manera. No lo voy a revelar en este texto, porque quizá os guste descubrirlo por vosotros mismos. Una pista son las pirañas, y otra sería que el sistema binario que usa la naturaleza para crear materia precisa de …. (jejeje…).

 

Ah, ya que estamos. Lo de las pirañas es un tema curioso. Se escapan del número máximo, aunque lo tienen. Me costó mucho tiempo en averiguar como lo hacían. Resulta que las pirañas duermen cuando no comen, aunque estén en movimiento. Es así como pueden formar estos grupos increíblemente grandes, y es por eso que son tan agresivos. Al despertar, se despierten en grupos que multiplican por diez o más su número máximo de grupo, pero como lo único que les despierta completamente es la sangre, usan la violencia para alimentarse y punto. Es jodido eso del número máximo, pero siempre encaja.

 

Voy a dejarlo así. El número de datos que se puede añadir es increíble, y desde luego no forma parte de este mensaje de aclaración despúes de casi dos años de obrar en silencio.

 

Es anecdótico, pero genial. Cuando Marimen entró en el canal de youtube para hacer su pregunta (que obviamente no había hecho nadie dentro del canal), casi me dio un infarto. Luego me di cuenta que esa pregunta suya íba a unir la estela de la lanza con la sabiduría de todos ustedes, de todo lo que habían dicho y publicado, de todo lo que eramos y somos. Fue la guinda, fue genial.

 

Vosotros-nosotros sabéis/sabemos lo que va a venir, como va a venir, por dónde va a entrar, que es lo que hará, como lo hará, como hay que obrar para no quedar damnificado, y como iniciar lo que viene después. Vais a descubrir que las y los que sois de sombrasbaul estais en puntos increíblemente matemáticos-geográficos exactos. Formamos una gran espiral si unimos esos puntos.

 

Hemos hecho el trabajo que tocó hacer.

 

Y esa lanza no tendrá que repetir su vuelo.

 

🙂 bsts. y lo mejor para cada uno de ustedes-vosotros-nosotros. Lo mejor.

 

Miguel